Busqueda
Generic filters

Magníficat!

¡Para la preservación del Depósito de la Fe!
¡Para que venga el Reino de Dios!

San Miguel Arcángel, defendednos en el combate; sed nuestro amparo contra la malicia y las asechanzas del demonio. Que el Señor lo reprima, pedimos suplicantes. Y vos, Príncipe de la milicia celestial, arrojad en el infierno por el poder divino a Satanás y a los otros espíritus malignos, que andan por el mundo para la perdición de las almas.
Amén.

Jesús mío, perdón y misericordia: por los méritos de Vuestras Santas Llagas y los sufrimientos de Vuestra Santísima Madre.