Este artículo también está disponible en: Français English Italiano

Durante la Cuaresma, el niño que ama a Jesús trata de consolarlo de los sufrimientos de Su pasión y de Su muerte. Con muchas oraciones y sacrificios, hace que Jesús olvide las heridas que Le causan los impíos de la tierra.

Escribe un mensaje corto a Jesús para decirle cuánto Lo amas
y lo que estás haciendo para consolarlo de los pecados del mundo.