Los Apóstoles del Amor Infinito

de la Orden del Magníficat de la Madre de Dios

Los Apóstoles del Amor Infinito

La Orden del Magníficat de la Madre de Dios, con domicilio social en Quebec desde 1962, es también conocido como: Los Apóstoles del Amor Infinito. Fueron civilmente reconocidos ya en 1963. Desde 1973, tienen una carta federal para todo el Canadá y en Quebec, en virtud de la Ley de Sociedades religiosas. Los Apóstoles del Amor Infinito son reconocidos también en Canadá como una organización benéfica registrada. En Canadá, trabajamos principalmente en Quebec, Ontario y Columbia Británica.

Nuestra orden religiosa tiene también cartas en los Estados Unidos, Puerto Rico, Guatemala, República Dominicana y Ecuador. Se reconoce en Guadalupe y Francia, y se estableció en Italia y Sudáfrica.

La Casa madre  y sus oficinas centrales están ubicadas a 290 en el Rang 7, Mont-Tremblant, Quebec J8E 1Y1. La capilla está abierta al público, sobre todo los domingos y fiestas litúrgicas como Navidad, Semana Santa y Pascua, y las fiestas marianas de la Asunción y la Natividad de María. Cada año, retiros, solo o en pequeños grupos, pasan estancias en el Monasterio, en pequeñas casas para los visitantes.

Además de la adoración del Santísimo Sacramento, la oración, el estudio y el trabajo de todos tipos, la Comunidad se presta a todas las obras de misericordia espiritual y corporal. Sus principales objetivos son la conservación y la enseñanza de la fe cristiana y las obras de caridad: ayudar a los pobres, la educación para niños y adultos, la asistencia de enfermos y ancianos, ayuda a las familias, etc.

Aquí, en Quebec, tenemos, entre otros, «La Maison du Pain» en la Ciudad de Québec, donde, desde 1976, nuestras religiosas dan comida diariamente a cientos de necesitados y familias. En la Casa Madre de Mont-Tremblant, y otras casas cercanas, canastas de alimentos semanales se distribuyen a muchas familias, y a menudo proporcionan ropa, zapatos, juguetes para niños. Estas obras son posibles gracias a las donaciones de benefactores que conocen y apoyan nuestras actividades de caridad.

La educación religiosa se da por el mantenimiento de lugares de culto y los diversos programas de formación: sermones, conferencias, cursos, retiros y dirección espiritual. También es especialmente a través de la distribución de nuestros libros y revistas, preparados e impresos en la Casa Madre de la Comunidad.

 

Categories

Archives

Aperçu photographique

Procession au Monastère des Apôtres.

«Nous sommes rassemblés ici pour être unis à Jésus notre Sauveur, notre Rédempteur qui est mort pour nous sur la croix pour sauver les âmes.  C’est le bon Pasteur qui veut nous associer à Son oeuvre de salut continuée à travers les âges.»  (Père Jean-Grégoire)

Assistance à la sainte Messe dans la chapelle de Jésus-Crucifié au Monastère des Apôtres

«Toute notre vie doit être orientée vers Dieu.  Nous nous réjouirons pendant toute l’éternité d’avoir agi ainsi.»  (Père Jean-Grégoire)

Monastère des Frères

«L’amour du bon Dieu, c’est un feu qui s’entretient, qui s’augmente par le combustible de toutes les petites choses que nous faisons pour nous soumettre à la sainte Volonté de Dieu, ce sont tous les actes de vertu.»  (Père Jean-Grégoire)

«Notre-Seigneur nous a dit dans l’Évangile:  Allez, enseignez toutes les nations.  Il n’a pas dit d’aller convaincre, mais d’enseigner, de porter Son message, de répandre la bonne semence.  Les hommes peuvent accepter ou non la Parole divine; cela les regarde.  Dieu fait croître la bonne semence dans les coeurs bien préparés.»  (Père Jean-Grégoire)